Marihuana Coronavirus

Como afecta el consumo de marihuana frente al coronavirus

El COVID-19 es un coronavirus grande y pesado de 200 nanómetros. Tiene una serie de proteínas con azucares que lo hace pesado. Cuando una persona tose o estornuda expulsa gotitas de saliva. Estas micro gotas pueden volar hasta 12 metros si es un virus liviano, por ejemplo el virus del sarampión vuela hasta 10 metros, es pequeño y liviano. El coronavirus COVID-19 es capaz de recorrer un metro y veinte centímetros hasta caerse. Por esto, si mantenemos una distancia de seguridad de metro y medio con otras personas, estaremos a salvo sin contagiarnos.

Esas mismas estructuras que hacen pesado al coronavirus, tiene una característica en contra, resiste en el exterior mayor tiempo. Por eso la medida más importante es lavarse las manos antes de llevarse la mano a la boca, nariz u ojos y que entre en contacto con la mucosa. El coronavirus por la piel no penetra.

El COVID-19 Es un coronavirus de acido ribonucleico de una sola cadena, que gira en sentido positivo y está rodeado de una proteína con fósforo. Esto le da un aspecto de corona. Por fuera tiene la membrana con proteínas de azucares y sales. La proteína peplomero tiene  forma espinosa y le da otra corona. Esta glicoproteína spine (espina), es la llave que usa el Coronavirus COVID-19 para reconocer las células de la mucosa y producir faringitis y neumonía. Esta llave se disuelve con jabón.

Un virus de ácido ribonucleico como el COVID-19, no quedará en nuestro cuerpo para siempre una vez superada la enfermedad. Si nos infectamos con un virus de ácido ribonucleico, nuestras defensas pelearán  podemos llegar a enfermar. Si pasamos la enfermedad, creamos anticuerpos contra el virus y no tendremos más el virus.

la marihuana y el coronavirus

Qué probabilidad hay de enfermar con el coronavirus COVID-19

Cuando estamos infectados por el COVID-19, tenemos una probabilidad del 20% de presentar síntomas adversos. Esto quiere decir que también tenemos un 80% de probabilidades de curarnos sin ninguna molestia y por tanto el 97% de probabilidades de sobrevivir.

Según las estadísticas, ahora mismo hay 17 personas infectadas con el coronavirus por cada millón en el mundo. Los virus de la gripe que circulan en invierno, infectan el 1% de la población, esto es 10.000 por cada millón.

Por ilustrar dos ejemplos: El virus de la gripe española, mató a 1 de cada 20 habitantes en España. La peste bubónica mató a 1 de cada 3 personas. El 33% de los habitantes de Europa murieron en un año.

El coronavirus COVID-19 es un virus del cual tenemos que cuidarnos y adoptar las medidas de prevención necesarias, siendo la más importante lavarse las manos con jabón. El uso de mascarillas solo será necesario si tenemos el virus para no infectar a otras personas y si vamos a estar en un entorno aglomerado, donde hay personas a menos de un metro y medio (avión, reuniones…), o en lugares donde circule el virus como los hospitales.

15 días de cuarenta para crear anticuerpos

Si hemos contraído el virus, pasada la enfermedad nuestro cuerpo eliminará el virus y creará anticuerpos. Una vez eliminado el virus de nuestro organismo, no podremos contagiar a otras personas.

Cuáles son los factores de mortalidad dependiendo el país

La probabilidad de que el coronavirus mate a una persona joven y sana es del 1%, pero la probabilidad aumenta si la persona tiene patologías previas y un sistema inmunológico débil. Este porcentaje afectan por igual independientemente del país, ciudad o continente.

El coronavirus es un virus diferente al los virus de ADN. Los virus de ADN, una vez contraídos permanecen en nuestro sistema toda la vida. Por ejemplo la varicela, después de pasarla, podría rebrotar y crear el virus de la culebrilla . Con los virus de herpes pasa exactamente lo mismo, nos curamos pero el virus puede volver a brotar de dentro de nuestro organismo porque lo tenemos. El virus VIH se transforma en virus de ADN.

Medidas preventivas contra el coronavirus COVID-19

No hay remedios naturales ni caseros. Por citar dos ejemplos, la vitamina C es hidrosoluble, se disuelve en agua. La vitamina E se fija a las grasas y es liposoluble. Si tomamos una nuez, al ser liposoluble, tendremos vitamina E varios días. Si tomamos un limón, vamos a tener vitamina C unas horas, porque se eliminará con la orina, el sudor y la transpiración. Nuestro cuerpo no tiene reservas de vitamina C, por lo que si tomamos 10 gramos de vitamina C el 95% lo eliminaremos rápidamente.

La mejor medida preventiva contra el coronavirus es tener un sistema inmunitario fuerte. Esto se consigue con una buena alimentación sin carencia de vitaminas mediante una dieta equilibrada y mantener nuestro cuerpo en forma. Todo esto fortalecerá nuestras defensas.

Los complementos alimenticios ayudan a aportar vitaminas esenciales si tenemos carencias de ellas o nuestro cuerpo no es capaz de generarlas dependiendo las patologías previas. Una persona sana que mantiene una dieta equilibrada y actividad física buena, no necesita ningún complemento alimenticio.

Tratamientos contra el coronavirus COVID-19

Cuando tenemos el virus COVID-19, los equipos médicos nos indicarán las pautas a seguir. Generalmente el coronavirus se peleará solo con nuestro sistema inmunológico. Tal vez algún antiinflamatorio como Paracetamol que actúa sobre la ciclooxigenasa central (no sobre las periféricas), sin riesgo de aumentar sangrado (a diferencia del ibuprofeno). El médico indicará el tratamiento y en qué medida.

Es útil tratar de fortalecer el sistema inmune?

Por supuesto que si! Si nuestro sistema inmune está bien, se fortalece ante cualquier virus/coronavirus. Si nuestro sistema inmune está débil, se resentirá. El sistema inmune se divide en dos partes: El exterior, que rechaza cualquier intento de intrusión que venga desde fuera, y por otra parte, nuestro sistema inmune que no mira lo que viene de fuera, sino que controla nuestras células, detecta las células dañadas e intenta corregirlas.

El sistema inmune no defiende de infecciones, nos conserva puros. Por esta razón es importante saber qué células están dañadas y para tratarlas y ayudar a nuestro sistema inmunológico a vencer la enfermedad.

Es obvio que una vida sana y unas normas de higiene general ayudarán a todo nuestro organismo a permanecer fuerte y sano.

Cuidarnos con prudente temor, sin llegar a un patológico terror

Es importante ser conscientes de todo lo que sucede y tomar las medidas necesarias, pero solo debemos fiarnos de fuentes fiables de información.

«La propagación del virus es lenta comparada con la velocidad con la que se difunden informaciones, bulos y rumores relacionados con él. La OMS ha acuñado el término informademia para referirse a esta epidemia de desinformación, y ha lanzado una campaña en su web y en redes sociales para desmentir los rumores infundados sobre el nuevo coronavirus: ni lo trasmiten los mosquitos, ni lavarse las manos con orina infantil ni consumir cocaína nos protege, ni el frío y la nieve lo matan, ni llega a ocho metros de distancia de la persona que estornuda, ni se destruye con un secador de manos, ni acabamos con él exponiéndolo al humo de los fuegos artificiales, ni se trasmite por carta, ni comer ajo lo previene.»

Lo que si reduce la posibilidad de contagio es lavarse mucho y bien las manos y evitar aglomeraciones. También ayuda usar tarjetas con tecnología contacless para no tocar el dinero en efectivo (lleno de microbios) o tener que teclear en los datáfonos.

Un claro ejemplo de desinformación lo encontramos en la peste bubónica que llegó desde Ásia en 1.346 y entró por el norte de Sicilia. La gente empezó a tener nódulos negros en la piel (bubones y ganglios), entonces la llamaron peste negra y empezó a circular la idea de que se trataba de un castigo divino.

La población judía eran los menos afectados por la peste negra, porque se lavaban más a menudo. Por ello supusieron que los judíos estaban provocando la enfermedad al bañarse tanto. Entonces los judíos empezaron a fustigarse 33 veces 3 veces al día, con la falsa idea de que «Dios les perdonara».

Las ratas siguieron a estos flagelantes, en busca de comida por el sangrado que se hacían los judíos que recorrieron toda Europa y las pulgas de las rata transmitieron el vacilo a los humanos. Propagaron la enfermedad a mucha más gente. Por esa falsa idea de flagelarse para conseguir el perdón y la salvación de Dios, entre mil 1.346 y 1.347 murieron 25 millos, pudiendo haber sido una cifra muy inferior entorno a los 200.000. Este pánico desmesurado generó una pandemia mucho mayor.

Los avances tecnológicos modernos para encontrar una vacuna eficaz contra el COVID-19

La vacuna mas rápida que se logró crear fue en 2002 contra el virus SARS en 14 meses. En Enero de 2020, la empresa Moderna Laboratories de Massachusetts a conseguido clonar el genoma completo del coronavirus COVID-19 en tiempo récord y con inteligencia artificial a través de una unidad neuronal TPU (Unidad de Procesamiento Neuronal). En Abril de 2020 empezarán los ensayos sobre un grupo de 20 personas sanas. Si funciona bien, tal y como están demostrando todos los ensayos realizado hasta ahora, en 6 mese tendremos una vacuna eficaz y segura, en un nuevo tiempo record.

Uno de los componentes de la marihuana es el CBD cannabidiol. Se encuentra en proporciones variables dependiendo de la genética de la planta. Mientras que en algunas es mínimo, en otras puede ser el más abundante, o bien puede encontrarse en proporciones más o menos iguales que el THC.

El cáñamo tiene algunos compuestos con efectos psicoactivos (alteración de la percepción y modificación del estado de ánimo) y otros no. Dentro de los primeros se encuentran el delta-9-THC, el CBN (cannabinol) y el delta-8-THC, con distintas potencias y concentraciones en la planta, siendo el más potente y abundante el delta-9-THC.

El CBD de la marihuana es un compuesto que actúa en el sistema nervioso central, no tiene los efectos psicoactivos del THC.

Actualmente, el CBD es el cannabinoide dentro de la marihuana al que se le reconocen más efectos beneficiosos para el tratamiento de algunos síntomas y enfermedades, y con mayor margen terapéutico.La marihuana tiene muchos compuestos beneficiosos para la salud. Entre ellos se encuentra el CBD, que funciona como analgésico y antiinflamatorio, calma la ansiedad y ayuda a combatir el insomnio.

El Cannabidiol es un compuesto natural presente en el cannabis (marihuana light).

Se ha probado la efectividad de la marihuana con CBD en casos de epilepsias, también como ansiolítico y antiinflamatorio.

El CBD se produce del extracto de plantas de marihuana ricas en CBD o cáñamo Industrial (cannabis), con un contenido de THC<0,2%. Luego se disuelve en etanol o similar y cuando se evapora, se suspende en aceite de oliva. La concentración varía en porcentajes. El consumo es oral, en gotas.La marihuana medicinal ha sido utilizado para reducir la inapetencia, las náuseas y los vómitos producidos por la quimioterapia, así como para tratar el dolor y la espasticidad muscular.

La marihuana medicinal (CBD) se puede tomar mediante:

  • Comidas de cannabis
  • Vaporizadores
  • Fumándolo
  • Cápsulas
  • Aceites CBD

La marihuana medicinal contiene muchas propiedades que pueden beneficiar a pacientes con cáncer. También tiene propiedades anti-cancerosas.

Se fabrica a partir de las hojas y los cogollos secos de la planta de la marihuana.

Tratamientos con Cannabidiol (CBD):

  • Esclerosis lateral amiotrófica
  • Anorexia por VIH/SIDA
  • Dolor crónico
  • Enfermedad de Crohn
  • Epilepsia o convulsiones
  • Glaucoma
  • Esclerosis múltiple o espasmos musculares graves
  • Náuseas, vómitos o desgaste severo relacionado con el tratamiento del cáncer
  • Enfermedad terminal
  • Síndrome de Gilles de la Tourette

Las propiedades terapéuticas más importantes de la marihuana medicinal CBD, demostradas con distinta calidad de evidencia son:

  • Antiinflamatorio
  • Analgésico
  • Neuroprotector
  • Anticonvulsivante
  • Antioxidante
  • Anti-náusea y antiemético
  • Antitumoral
  • Ansiolítico
  • Antipsicótico
  • Reductor de la apetencia por heroína, cocaína y alcohol
  • Inmuno-modulador

Estas propiedades hacen que la marihuana medicinal CBD se utilice en el tratamiento de múltiples enfermedades, algunas de las cuales son:

  • Epilepsia
  • Alzheimer
  • Parkinson
  • Enfermedades neurodegenerativas (por ejemplo, Alzheimer, Parkinson y Esclerosis Múltiple)
  • Dependencias químicas
  • Ansiedad
  • Psicosis
  • Trastorno de espectro autista
  • Enfermedades inflamatorias crónicas como la poliartritis crónica, enfermedad de Crohn, enfermedad inflamatoria intestinal
  • Acompañamiento de la quimioterapia
  • Tratamiento antitumoral
  • Artritis
  • Insomnio
  • Diabetes
  • Tensión ocular
Abrir WhatsApp
CHAT
✓Envío GRATIS desde 45€*
✓Envío 24h de Lunes a Sábado*
✓PayPal, Tarjeta, Contra reembolso